Trabajar desde casa parece algo especial al inicio, pero el teletrabajo no es para todos. Puede sonar bastante bien la iniciativa de levantarse de la cama, tomar un café y saltar a la oficina en casa a unos cuantos metros. Pero para mucha gente, trabajar en casa es sinónimo de distracciones constantes y luchar para mantener la atención.

Por suerte, esta guía sobre cómo armar una oficina en casa para el teletrabajo te solucionará una buena cantidad de problemas. Abarcaremos todo, desde las utilidades que debes conseguir, como sillas ergonómicas e iluminación, hasta qué es lo mejor para escuchar en los auriculares. En resumen, cómo crear una oficina perfecta en tu propio hogar para triunfar en el teletrabajo.

¿Por qué crear una oficina en el hogar para trabajar a distancia?

En estos momentos, la humanidad está atravesando uno de los momentos más difíciles desde hace mucho tiempo. La pandemia se ha convertido en la nueva normalidad, que exige que muchos trabajos se trasladen al hogar. Ahora hay que distanciarse de los colegas de trabajo y adaptarse a las nuevas tecnologías, y más que una elección, es una necesidad.

En consecuencia, tanto si trabajas con un equipo, como si eres freelancer, es de vital importancia contar con un espacio en casa para trabajar. Adquirir cierto mobiliario no solo te servirá para concentrarte y rendir más, sino para evitar algún tipo de lesión a largo plazo.

Es decir, no basta con arrimar una silla del comedor hasta donde tenemos nuestra computadora. Al menos no es lo ideal si quieres mantener tu espalda en buen estado.

Así que aquí te dejamos 15 consejos para armar una oficina en casa para el teletrabajo y ser productivo, a la vez que  proteges tu estado de salud. Toma nota:

1. Identifica y crea tu espacio de trabajo ideal

El primer paso es sencillo: busca dentro de casa un espacio tranquilo y alejado de las distracciones. Sí, la TV entra en “distracciones”. Lo ideal es que se trate de una habitación separada por una puerta del resto de la casa, pero sabemos que en muchos casos no será posible. En realidad, lo más importante es que exista una separación entre “casa” y “trabajo”.

2. Consigue el conjunto correcto para trabajar desde casa

Es importante que tu oficina cuente con un conjunto completo que te permita trabajar sin interrupciones:

  • Una mesa o escritorio (preferiblemente escritorio, ya que vienen con medidas perfectas para evitar malas posturas).
  • Una sillas de escritorio cómoda.
  • Papelería en general, como cuadernos, libretas, hojas lápices y bolígrafos.
  • Calendario.
  • Gavetas, gabinetes o archivos donde guardar documentos y utensilios.
  • Auriculares con cancelación de ruido.
  • Iluminación suficiente.
  • Una conexión WiFi rápida e ininterrumpida.

Una vez conseguido todo esto, necesitarás hacer que sea agradable estar en tu nueva oficina. Usa plantas de interior, decoraciones de mesa, retratos de la familia o alguna obra de arte.

Luego, prepara tu mesa de trabajo con espacio suficiente para poner tu computadora, una libreta y una botella de agua o taza de café. En caso de que seas consultor, quizás necesites guardar un espacio para un archivador de ficheros de los usuarios.

Por otro lado, un diseñador gráfico o alguien con una profesión similar, requerirá mucho más espacio para todos sus utensilios.

3. Elije la iluminación adecuada

Aunque no lo creas, la iluminación juega un papel fundamental en el trabajo en casa. Trata de que no usar bombillos fluorescentes, ya que generan somnolencia. De hecho, lo mejor es que uses luz natural. Si no se puede, entonces puedes mezclar luz amarilla con blanca para simular la luz del sol.

4. Invierte en tu salud

Créenos, es mejor invertir un poco más, que gastar en problemas de salud a largo plazo. Adquiere equipos de que te sirvan para mantener tu salud en alto. Por ejemplo, algunas sillas gamer son bastante cómodas y mantienen tu cuerpo en una buena posición.

Pero también será necesario que tu computadora tenga pantalla antirreflejo para proteger tus ojos. Por último, y esto es de suma importancia, consigue un escritorio que esté a la altura ideal para ti.

5. Controla la temperatura

¿Sabías que un ambiente demasiado frío puede causar más fallas en el tecleo? En contraposición, demasiado calor ocasionará sueño. La temperatura ideal para trabajar está entre los 23 y 25 grados Celsuis (73°-77° Fahrenheit).

6. Escucha música

La música es una gran herramienta para la concentración y la creatividad. Sin embargo, no toda la música es la adecuada para cualquier momento. Nuestra recomendación es que, si tienes que crear, escuches música compleja, como el jazz o música clásica. Si debes hacer tareas tediosas, repetitivas, pero sencillas, escucha tu música favorita. Y si te debes concentrar, es mejor algo más calmado, como el Lo-Fi. Claro, todo es cuestión de gustos.

7. Ten todas tus provisiones a la mano

Mantente bien abastecido en cuanto a material de oficina, puesto que tener que salir a la tienda a último momento cortará la fluidez del trabajo. Lo mismo sucede con el agua, café, mate o la bebida de tu preferencia.

7. Dale un espacio a las plantas

Las plantas tienen la capacidad de reducir el estrés, además de la contaminación. Y por si fuera poco, dan un toque increíble a cualquier espacio. Nosotros te recomendamos usar plantas que requieran pocos cuidados y que estén bien con solo un poco de luz diaria.

8. Mantén la inspiración a tu lado

Deja una esquina de tu oficina para la inspiración. Las fotografías familiares o recuerdos de viajes pueden ayudar a levantar la creatividad. Pero también puedes tener cerca un libro que te guste o citas inspiradoras.

9. Escoge los colores con cuidado

De acuerdo, el color más frecuente en tu oficina debe ser el blanco, porque es neutral, no cansa la vista y da la sensación de amplitud. Si quieres agregar otro color, puedes usar azul o verde, que ayudan a concentrarse. Algún detalle en amarillo infundirá optimismo. Pero trata de no usar naranja o rojo, puesto que distraen la vista.

10. Separa el trabajo de la vida personal

Por nada del mundo guardes documentos del trabajo junto a tus documentos personales. Designa un espacio para almacenar todos los documentos de tus negocios de manera ordenada. Te evitarás muchos dolores de cabeza.

12. Aliméntate correctamente

¿Sabes la cantidad de tiempo que pierdes yendo a la cocina cada dos por tres? Es mejor que tengas algunos aperitivos saludables en tu lugar de trabajo, como verduras crudas, frutos secos o humus.

Pon un límite a tu consumo de bebidas con azúcar y cafeína, a no ser que quieras sufrir el bajón energético de media tarde. Ten siempre una botella de agua en el escritorio para mantenerte hidratado.

13. Deja tiempo para el ocio, pero sé precavido

Lo mejor es que hagas pausas cortas programadas para relajarte y descansar. Incluso, si es posible, no está mal ver algo en Netflix o escuchar un podcast mientras haces tareas repetitivas. Pero ten cuidado de que no te distraigas demasiado, ya que perderás horas valiosas.

14. Usa un reloj

Esto te sorprenderá: los trabajadores a distancia son más propensos a trabajar más horas que los trabajadores tradicionales. La razón es que no hay nadie que te diga que ya puedes parar. Esto tampoco es saludable, por lo que deberías tener un reloj cerca o utilizar el cronómetro de tu celular.

15. Usa ropa para trabajar

No está mal quedarse en pijama, pero con toda seguridad serás más productivo si te vistes para trabajar, como si fueras a salir. Así tendrás la sensación de que, al entrar en tu oficina, realmente estás en tu lugar de trabajo.

Algunos artículos de oficina que también pueden servirte

Ya hablamos de lo básico, lo que hará que seas más productivo en cualquier situación. Pero ¿qué hay de aquellas cosas que te dan ganas de ir a trabajar? ¿O aquellos utensilios más específicos para determinadas profesiones? Bueno, aquí hay algunos artículos que podrías necesitar:

  • Una mesa de dibujo reclinable, por si eres ingeniero, arquitecto o diseñador gráfico.
  • Una lámpara para fotografías, en caso de que debas fotografiar objetos.
  • Cámaras 360 para crear tour virtuales, muy importante en muchas profesiones, sobre todo en las relacionadas con la venta de inmuebles.
  • Un humificador que mantenga la humedad del ambiente en su punto y, además, desprenda un agradable aroma.
  • Una almohadilla para el mouse y el teclado y evitar dolores en el túnel carpiano.


Like it? Share with your friends!

What's Your Reaction?

confused confused
0
confused
fail fail
0
fail
love love
1
love
lol lol
0
lol
Socialteam

Generando contenidos digitales desde el 2005, si tienes alguna duda o encontraste algún error, no dudes en escribirme en los comentarios y te responderé.

0 Comments

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *